Sports de ca Nostra

La tecnología ameniza el trabajo diario del Palma Futsal

La tecnología mantiene la sensación de grupo entre los miembros de la plantilla del Palma Futsal durante la cuarentena. Los jugadores valoran de forma positiva las sesiones grupales que realizan de forma telemática que mantienen el espíritu de compañerismo entre los deportistas aunque sea desde la distancia. Con ganas de volver a competir, los pupilos de Vadillo siguen trabajando duro para mantener el mejor estado físico de cara a una hipotética reanudación de la Liga.

Los jugadores del Palma echan de menos la cancha, el balón y el contacto directo con sus compañeros aunque desde el pasado martes realizan dos sesiones semanales de entrenamientos grupales de forma telemática para mantener la piña durante la cuarentena. Desde el vestuario ven de forma muy positiva este sistema de entrenamiento porque, según afirma Rafa López, “realizar los entrenamientos telemáticamente ayuda a nivel mental” porque, añade, que “el hecho de estar con los compañeros antes y después de las sesiones y el poder estar un rato de broma ayuda a que el confinamiento sea más ameno” en días tan complicados como los que se viven actualmente. En este sentido, el uno de los capitanes del equipo, Tomaz, destaca la importancia que tiene el ‘feedback’ que puedan tener los jugadores con los técnicos a la hora de realizar los distintos ejercicios. “Las sesiones telemáticas son buenas para nosotros. Es un punto positivo la tecnología que tenemos hoy en día porque estos entrenos son más dinámicos y nos motivan mucho más. Permite que nuestro preparador físico nos pueda controlar mejor e indicar mejorías durante los ejercicios”, explica el cierre brasileño.

Estas sesiones grupales vía videoconferencia son una de las medidas que ha adaptado el Palma Futsal en esta situación de cuarentena para no perder el contacto y seguir trabajando de la mejor manera posible. Otro de los miembros de la plantilla, Joao, también cree que son positivas dentro de la situación actual aunque reconoce que la preparación física del jugador no es la óptima si se tiene que reanudar la actividad competitiva: “Estamos combinando entrenamientos individuales con los entrenamientos grupales de forma telemática. No es lo mismo que los entrenamientos normales en pista pero no queda otra que adaptarnos a lo que toca ahora sin salir de casa. Sabemos que hemos perdido un poco de la forma física que teníamos hace un mes y tenemos que apretar como sea para que la pérdida sea lo mismo porque si vuelve la competición tenemos que estar lo mejor posible”. Esa preocupación la comparten sus compañeros Tomaz y Rafa López. El andaluz lamenta que “se está alargando muchísimo la situación y es complicado para nosotros porque mantener el nivel físico no es fácil aunque intentamos adaptarnos a las circunstancias entrenando en casa” con los medios que tienen. A pesar de todo ello, Tomaz manifiesta su deseo de poder seguir con la competición y volver a disfrutar del fútbol sala con la afición verde. “Este confinamiento hará que baje nuestra forma física pero creo que lo más importante es mantener la cabeza sana. Ojalá vuelva la competición. Es verdad que el físico no estará en el punto idóneo pero las ganas son superiores”, concluye el jugador de Fortaleza.

Palma Futsal

Los comentarios están cerrados.