Sports de ca Nostra

Sergio Cirio, UD Ibiza: «La parte más importante es el ´play- off´ y es cuando mejor vamos a llegar»

El goleador del aspirante al ascenso a Segunda B es un trotamundos del fútbol. Su verticalidad y sus goles asombraron a la afición australiana, donde jugó a las órdenes de Guillermo Amor. Ahora se siente «muy afortunado» por tener como técnico a Rufete, que según Cirio propone un fútbol «más directo» que su antecesor. «Nos transmite la confianza que necesitamos», añade, de cara a la fase de ascenso.

Sergio Cirio (Barcelona, 9 de marzo de 1985) es uno de los culpables de la expectación que ha generado la UD Ibiza de Amadeo Salvo en Tercera División. Las 27 dianas que acumula en su primera temporada en la isla han permitido al conjunto ibicenco estar todavía en disposición de luchar por el título pero, sobre todo, despiertan ilusión de cara a la fase de ascenso a Segunda B.

Un extremo con vocación de goleador. ¿Esperaba ser la referencia ofensiva del equipo?
El tema goleador me preocupa pero lo principal es el equipo y que terminemos lo más arriba posible. Intento ayudar siempre en cada partido lo máximo que puedo; si es con goles, mucho mejor porque disfruto mucho más. Pero si no puedo marcar pues intentar asistir, trabajar y dar lo mejor de mí en cada entrenamiento y en cada partido.

En Inca volvió a verse a un Ibiza sin pegada, hasta que apareció usted en el último minuto…
Fue un partido complicado en el que ellos defendieron muy bien. Nos costó bastante encontrar huecos y espacios para tener ocasiones. Tuvimos el penalti a favor en la primera parte que por desgracia fallé, pero el equipo siguió insistiendo, siguió creyendo en que podía ganar y tuvimos la recompensa al final con un gol que fue una alegría para todos.

¿Qué le ha pasado al equipo para estar tercero cuando llegó a ser líder con cuatro puntos sobre el Mallorca B? Han dejado escapar algo único.
Bueno aún hay una pequeña posibilidad que vamos a perseguir hasta que matemáticamente sea imposible. Es verdad que tuvimos esa pequeña ventaja que se nos escapó por nuestra responsabilidad. Nos dejamos puntos en varios partidos y al final el Mallorca B y el Poblense no fallaron y terminaron superándonos.

¿Qué parte de responsabilidad tuvo Toni Amor y cómo fue la relación del vestuario con el entrenador?
Todo el mundo tiene su parte de responsabilidad. Con Toni intentamos hacerlo lo mejor posible. Cada uno intentó rendir al máximo y la verdad es que hicimos muy buenos partidos, pero la exigencia es máxima y en el fútbol mandan los resultados. Aunque el equipo juegue bien, pelee y esté todo el mundo metido, nuestra exigencia es máxima y fallar varios partidos fue lo que le costó el puesto.

En su recorrido por distintas categorías y ligas del mundo, ¿se había encontrado un club que en Tercera División impusiera tan elevada exigencia?
En todos los equipos tienes exigencia. Todo el mundo tiene que tratar de dar lo mejor y sabíamos desde el principio que el proyecto es ambicioso, que teníamos que pelear por el máximo, por quedar campeones, y durante la temporada lo hemos conseguido porque estamos luchando hasta el final. La parte más importante es el play-off, que es cuando se decide el ascenso, y es cuando mejor vamos a llegar porque nos estamos preparando muy bien. Es la parte más importante de la temporada y estoy seguro de que vamos a hacerlo bien.

También sería importante acabar segundo para empezar la fase frente a un cuarto. ¿Están mirando ya posibles rivales?
La ventaja principal es quedar campeón, que con una eliminatoria puedes ascender. Después lo que más nos importa si acabamos segundos o terceros es llegar bien nosotros, porque tenemos muy buen equipo, muy buenos jugadores, un club que nos lo da todo para que podamos rendir al máximo y, si nosotros estamos bien, yo creo que podemos ganar a cualquier rival.

El club hizo una revolución en el mercado de invierno con hasta seis fichajes. ¿Era necesario?
Hubo varios cambios pero el club siempre intenta buscar lo mejor para todos. Los nuevos lo están haciendo muy bien y están dando un buen rendimiento. Es una lástima las lesiones –Mateu Ferrer, entre otros– que para un equipo siempre es un hándicap, pero todos están a punto de recuperarse y nos van a hacer más fuertes.

¿Cree que al equipo le falta un plan B cuando los rivales se encierran o bloquean su fútbol combinativo?
Nosotros no solo trabajamos un estilo de juego, trabajamos varios. Con Rufete hemos trabajado un estilo un poco más directo, tratando de que llegue la pelota arriba con más rapidez y estamos en ello. Sabemos que tenemos jugadores de mucha calidad, combinando y teniendo el balón, pero también estamos consiguiendo otras cosas que nos van a ayudar en partidos importantes.

¿Cómo le ha sentado al equipo la llegada de Rufete y qué ha cambiado en el vestuario?
Me siento muy afortunado. La temporada anterior tuve a Guillermo Amor –exfutbolista del FC Barcelona– como entrenador y ahora a Rufete, que también fue un jugador referente que consiguió títulos importantísimos. Jugó partidos de máximo nivel y cuando él habla todos nosotros escuchamos con mucha atención porque sabemos la experiencia que tiene, todo lo que ha aprendido durante su carrera. Y sobre todo su energía y su ilusión y las ganas que tiene de ayudarnos. Nos transmite la confianza que necesitamos porque él está seguro de que lo vamos a conseguir.

También es importante enganchar a la afición. Se vio el día del Mallorca B y es otro de los objetivos del club.
Sí, es parte del proyecto que la gente de la isla se sienta identificada con este club, con el equipo y ahora que se acercan los partidos importantes pues notamos nosotros la ilusión de la gente, su apoyo. Que vengan al estadio a apoyarnos porque lo necesitamos y seguro que van a disfrutar porque tenemos jugadores de mucha calidad y un gran equipo.

FUTBOLPITIUSO

Los comentarios están cerrados.