Sports de ca Nostra

El Manacor FS busca patrocinador tras la retirada del Fisiomedia

 ­2El presidente del Manacor Fútbol Sala, Miquel Jaume, busca a la desesperada un patrocinador para la próxima temporada en la máxima categoría de este deporte tras la retirada del Fisiomedia, que en las últimas temporadas ha sido el principal soporte económico del club manacorí.
Jaume, alma máter del hasta esta temporada Fisiomedia Manacor, trabaja contra el reloj, porque en la asamblea del próximo día 11 debe presentar un aval de 65.000 euros, requisito imprescindible para que el club pueda continuar en la Liga de Primera División. La retirada del Fisiomedia, que la pasada temporada aportaba 150.000 euros, supone un serio contratiempo, hasta el punto de que podría condicionar la continuidad del equipo en la máxima categoría. «No quiero sembrar la alarma», señalaba ayer Miquel Jaume a DIARIO de MALLORCA. «De momento estamos buscando un nuevo patrocinador y luego ya veremos lo que hacemos», apunta.
Jaume ha tocado muchas puertas, pero, en la actual coyuntura económica, se las está encontrando todas cerradas. A punto ha estado de llevar a buen puerto una posibilidad que se le ha presentado pero, en cualquier caso, ninguna opción supera los 50.000 euros, muy lejos de los 150.000 que aportaba Fisiomedia. El club manacorí, que ha matenido con holgura la categoría, se ha manejado esta temporada con un presupuesto de entre 400.000 y 500.000 euros, unas cantidades que ni de lejos se le acercarán la próxima temporada, si es que finalmente el equipo sale a competir. Además de los 65.000 euros que debe presentar como aval el próximo jueves, a final de año el club debe aportar otros 30.000 en concepto de cuota a la Liga Nacional de Fútbo Sala (LNFS). «Estamos intentando hacer equilibrios con lo que tenemos. Estamos en negociaciones con varias firmas y espero que la próxima semana haya novedades», comentó entre preocupado y esperanzado el presidente del Fisiomedia. Los jugadores no son ajenos a la delicada situación por la que atraviesa el club. «Son conscientes de lo que ocurre», apunta Jaume, que afronta la próxima temporada con una especial ilusión por el hecho de que el equipo jugará, presumiblemente a partir de enero del próximo año, en Son Moix, un escenario donde se sentirá más el calor de los aficionados.

Los comentarios están cerrados.