Sports de ca Nostra

Las matemáticas de la Peña Deportiva para su salvación

La Peña Deportiva sigue inmersa en su particular milagro. Cuando acabó la primera mitad de la temporada parecía imposible que el equipo de Dani Mori pudiese salvar la categoría. Hoy, unos meses después, es complicado, pero los números permiten soñar al equipo blanco.

A falta de nueve jornadas, los de la villa del río están a seis puntos de la permanencia y a cinco de la promoción. Las sensaciones son positivas porque ya han hecho más puntos en la segunda vuelta que los logrados en la primera –15 puntos por los 12 de entonces–. Los santaeularienses, ahora, son un equipo mucho más sólido, capaz de competir contra cualquier rival y que probablemente merecería algún punto más de los que suma a estas alturas. Los dos últimos partidos en casa no mereció perder.

En esa línea, Dani Mori, entrenador del equipo se muestra con confianza para lo que viene por delante. «El Peralada es el segundo mejor equipo en esta vuelta, y fuimos superiores a ellos. Estamos en el buen camino y los jugadores lo saben», aseguró. Aunque la derrota fue dolorosa, para el técnico lo único que se puede hacer «es mirar hacia adelante». «El penalti no pitado ya no vuelve, igual que el gol en propia contra el Badalona. Son circunstancias del fútbol. No merecimos perder, pero los puntos no regresarán», explicó.

Mori no quiere hablar de cuentas: «No se cuantos puntos serán necesarios porque depende de lo que haga el resto de los equipos. Para mí, las matemáticas pasan exclusivamente por ganar al Hércules y recortar puntos, sólo pensamos en ese partido. Esas son mis cuentas». «No podemos jugar con los marcadores, sólo nos vale ir ganando partidos. Tenemos que ganar dos más que nuestros rivales», añadió. La mente del equipo está puesta en el choque del domingo contra los alicantinos: «Sumar tres puntos nos daría mucha moral para seguir trabajando. Nos darían la vida».

Sí reconoció que son momentos de mirar mucho la clasificación: «Es una persecución y tenemos que ir adelantando equipos, los rivales me dan igual, es lo mismo uno que otro. Mirar la clasificación y decir: ya los tenemos a uno e ir creciendo poco a poco».

Mori valoró el crecimiento de su equipo en esta segunda vuelta: «Éramos un equipo prácticamente nuevo y ahora ya estamos acostumbrados a jugar juntos. Además, hemos crecido mucho en la estrategia, hemos metido centímetros en este tramo de la temporada y nos ha venido bien. Y por supuesto, Imanol, en la portería, está siendo una gran ayuda porque es un guardameta que domina el área y da seguridad».

Esa mejoría es la que tienen que mantener con un calendario que no es sencillo, pero tampoco es el más complicado. Tienen cinco partidos en casa y cuatro lejos de Ibiza. En esos encuentros se verán las caras con equipos de la parte baja como el Atlético Baleares, la Llagostera o el Alcoyano, pero también contra conjuntos de arriba como el Cornellà o el Villarreal B, en la última jornada.

Para finalizar, el asturiano aseguró que si las cosas no van bien, «nosotros pelearemos mientras haya vida por conseguir salvar la categoría».

Periodicodeibiza

Los comentarios están cerrados.