Sports de ca Nostra

Unicaja Almeria ; Voto de confianza de Israel Rodríguez a la afición verde

17-10-11_israel_de_zagueroEl receptor de Unicaja Almería está seguro de que esta temporada la grada recuperará el aspecto de su primera etapa en el club ahorrador empezando por un “partido duro ante Palma, un gran equipo”

Muestra una confianza ciega en el grupo “y en sus ganas de ganar” al tiempo que considera decisiva la semana de entrenamientos para ajustar los pequeños detalles: “Llegaremos muy bien al sábado”

A sus 35 años y mil batallas jamás le han faltado la ilusión y la garra. Ganador nato, al que no le gusta perder jamás, Israel Rodríguez tiene ese gen competitivo que se ve ensanchado cuando el público aprieta y empuja. Su sueño es recuperar el viejo ambiente de voleibol que se vivía en su primera etapa de blanquiverde, y está seguro de que así será: “Yo creo que sí, que este año, después del logro del año pasado, la gente se animará, y además la liga ha mejorado muchísimo, ha subido de nivel, y esto es un plus para los aficionados al vóley, para que disfruten de un gran espectáculo aquí con Unicaja”.

Consciente de la dificultad de la Superliga, este sevillano que también se siente almeriense encomienda a la hinchada una misión: “Sobre todo ayudarnos a conseguir la victoria, porque este año va a estar complicado, ya que los equipos se han reforzado muy bien y necesitamos ese plus de los aficionados”.El primer momento importante ya está aquí, con “un partido duro, porque todos sabemos que Palma ha hecho buen equipo”. Después está la segunda parte, no menos relevante, ya que “habrá que verlo dentro del campo”. Ecuánime, no se le escapa ningún detalle: “A ver cómo reaccionamos nosotros”.

Lo que está claro desde mucho antes del choque es que será “un encuentro complicado, sin referencias de cómo juegan porque solo va un partido de liga y no ha habido tiempo de analizar a los otros equipos”. Ante eso, y con los primeros puntos ya disputados, Israel Rodríguez lanza un mensaje de los que levantan a las tropas: “Yo confío mucho en el grupo, y estando concentrados y haciendo bien las cosas, con pocos errores, podemos hacer algo bueno”. Se refiere el 18 de Unicaja a que el año pasado se obró el triplete, que “este año se va a intentar al menos igualar”, y para ello, por lo complicado del reto, insiste: “Recalcar ese apoyo de la afición, que será muy importante”.

El encargado de ayudar a la gente a subir al Olimpo, en la imagen simbólica de la campaña de abonos, analiza el choque con Palma empezando por contar con la grada a favor: “Nosotros contamos con el plus de jugar en casa, y ellos son un equipo nuevo, que no han jugado juntos mucho tiempo; tenemos la ventaja de que aunque se ha cambiado algún jugador, la mayoría de Unicaja sí que lleva tiempo jugando juntos, y Alemão y yo, que somos los nuevos, nos estamos adaptando lo más rápido posible”. Otro subrayado en ese aspecto, significativo: “Yo confío mucho en el grupo y en sus ganas de ganar”.

De entre todos los compañeros, con quien más tienen que entenderse es con el colocador, ya que tanto el opuesto como él mismo asumirán un papel relevante en el ataque: “Con Miguel Ángel de Amo todos sabemos lo buen colocador que es y lo fácil que resulta adaptarse a él; un jugador de ese nivel te lo hace más sencillo, coger sus balones…”. Encima, a las buenas sensaciones ahora se le suma tiempo de trabajo juntos: “Esta semana es tranquila de entrenamientos, hay tiempo y vamos a terminar de ajustar las pequeñas cosillas normales”. Rotundo, lanza un aviso: “Llegaremos bien al sábado”.

La primera piedra de toque fue el debut liguero en Melilla, en donde asume “los errores lógicos de cada inicio de temporada, pero es lo normal”. Lo importante, a su juicio, fue la imagen rotunda que Unicaja proyectó: “Tuvimos el partido muy controlado en todo momento y eso es lo importante, que el equipo supo cuándo tenía que apretar y cuándo podía cometer esos pequeños errores que no se hacen cuando está el rodaje hecho”. En todo caso, “fue un buen partido, pero no será igual que este sábado”. Lo que se viene encima ya es “un encuentro de alto nivel, diferente al comienzo de la Superliga”.

Israel Rodríguez está de vuelta y no ha venido en balde otra vez a alistarse en las filas ahorradoras, sino que lo ha hecho para buscar otra temporada gloriosa. Para ello es fundamental la unión de la plantilla y que cada gesto sea de complicidad y compañerismo. En ese sentido, y como anécdota, ejerció de peluquero con los dos más jóvenes del plantel, Antonio Casimiro Artés y Javi Alemán, en una especie de introducción de ambos: “Es una tradición con los nuevos que a mí me hicieron en su día, y un recuerdo que se quedará para ellos siempre y que se hace con gracia y con respeto”. Admirador de ambos, les augura un gran futuro en un deporte al que él mismo sigue dando mucho y del que continúa recibiendo.

 

http://www.almeriavoley.es/

Los comentarios están cerrados.