Sports de ca Nostra

Arranca la Liga con la Peña y el Formentera como favoritos

formenteraAmbos equipos se han reforzado de forma importante y se les exigirá ganar la Liga y conseguir al ascenso a Segunda División B tras muchos intentos fallidos El Sant Rafel intentará situarse en la zona medio alta y el Ciudad de Ibiza aspira a consolidarse en la categoría en su debut

­La Liga de Tercera División empieza mañana con la disputa de los tres primeros partidos ligueros de una temporada que se presenta sumamente interesante. La gran novedad para los equipos pitiusos es la participación de cuatro clubes: Formentera, Peña Deportiva, Sant Rafel y Ciudad de Ibiza, que por primera vez en su historia militará en categoría nacional. Se da la circunstancia de que la ciudad de Eivissa no tiene equipo de Tercera División desde la campaña 2012-13, en la que bajó a categoría Regional el Atlético Isleño.

Todos los análisis coinciden en señalar que la Tercera balear será una carrera de fondo en la que cada partido será determinante, pero tras una temporada en la que se han producido muchas bajas y altas en los equipos pitiusos, hay coincidencia también en señalar que los dos clubes que más se han reforzado y que son favoritos para alzarse con el título de campeón son el Formentera y la Peña Deportiva. Después figuran conjuntos como el Llosetense, recién descendido de Segunda B, Poblense, Constancia y Binissalem, que volverán a pelear por las primeras plazas y por el posible ascenso de categoría.

SD Formentera: Un nuevo equipo para un ilusionante segundo proyecto
La SD Formentera ha hecho ‘cau i net’. El club afronta su quinta temporada consecutiva en Tercera División con un equipo y un cuadro técnico completamente nuevo. Ha sido un cambio radical. Ha fichado a un equipo entero (once futbolistas) y ha despedido a otro por no lograr el ansiado ascenso a Segunda B. La llegada del técnico Tito García Sanjuán le da un plus de competitividad y profesionalidad al equipo, que tendrá máxima exigencia. De puertas para fuera se ‘vende’ que el equipo aspira a quedar entre los cuatro primeros, pero con la plantilla que se ha configurado, no ascender a Segunda B sería un fracaso deportivo y también económico, lo pinten como lo pinten de cara al exterior.

Durante la pretemporada se ha visto un equipo compacto, serio, fuerte y técnicamente muy bueno. Tiene jugadores con experiencia que saben a lo que juegan y a lo que han venido. No hay medias tintas ni paños calientes. Este año en el Formentera solamente valdrá ganar. Solo hay que ver a García Sanjuán en la banda para saber que estamos ante ‘otro’ Formentera. Su consigna es clara: jugar lo mejor posible, trabajar al máximo los 90 minutos y ganar todos los partidos posibles. Bromas, las justas.

El único ‘pero’ que tiene este proyecto es que esta plantilla posiblemente le cerrará las puertas a los chavales de la cantera.

Peña Deportiva: Posiblemente la mejor Peña de los últimas temporadas
La Peña Deportiva afronta con máxima ilusión la segunda temporada del segundo proyecto del técnico Dani Mori. Puede ser el año del ascenso porque el equipo se ha reforzado muy bien en ataque con los fichajes de Piquero, Ortiz, Terán y Moreno. Es cierto que ha perdido al meta Moro y al defensa Carlos Tomás, pero cuando estén todos los futbolistas disponibles la Peña será temible.

Algunos aficionados consideran que los peñistas tienen el mejor equipo de los últimos años. Se han realizado siete fichajes, cuatro de ellos de atacantes, pero lo mejor es que se mantiene la base.

Este verano se han visto momentos deslumbrantes y muy buen juego desde atrás, pero ha faltado continuidad porque Dani Mori ha querido dar minutos a todo el mundo, incluidos los jóvenes que hay en la plantilla.

En Santa Eulària, al igual que pasa en Formentera, no gusta que se hable de un gran equipo, de ganar la Liga y de subir de categoría, pero es evidente que este grupo no se ha formado para mantenerse en Tercera. Sería absurdo, pero de nuevo hay cierto miedo a contar la verdad, que no es otra que la Peña Deportiva ha hecho un equipo para ascender a Segunda División B y salir del pozo de esta categoría, que cada día tiene menos alicientes. Todos lo admiten en privado, pero nadie lo comenta en público. El presupuesto y los nombres no engañan. Esta Peña está hecha para dar espectáculo, ganar y subir. El resto sería descalabro si no les parece bien la palabra fracaso.

Sant Rafel: Los ‘blues’ quieren dar un paso adelante en la competición
El Sant Rafel está totalmente asentado en la categoría y esta temporada se plantea dar un paso adelante y luchar por la zona media alta. Lo mejor que tiene es la unidad de su vestuario, en el que todos los futbolistas son importantes y su defecto es que tiene una plantilla demasiado corta. En las próximas horas puede haber novedades en cuanto a fichajes, pero debutará el domingo en el campo del Mercadal con lo ‘justo’ porque hay varios futbolistas que están trabajando y otros arrastran lesiones.

Los blues tienen el mismo portero, la misma defensa e idéntico centro del campo, lo que ya, de entrada, es bueno, pero es que encima ha fichado a buenos atacantes (Pacheta, Franco y Juanfran) que tienen la obligación de hacer olvidar a Luque.

Lo que es seguro es que el Sant Rafel seguirá dando guerra en todos los frentes y en todos los campos gracias al espíritu combativo que tiene y del que puede y debe presumir.

Para algunos entrenadores consultados, el Sant Rafel podría codearse con los mejores de la categoría si tuviera una plantilla más amplia, compensada y experimentada.

Será la quinta temporada consecutiva del entrenador Vicente Román en el banquillo rafaler, siendo uno de los activos más importantes del club porque, junto a sus ayudantes técnicos, ha conseguido una estabilidad deportiva difícil de encontrar en esta categoría.

Ciudad de Ibiza: El fútbol de Tercera División regresa al estadio Can Misses
El Ciudad de Ibiza devolverá el fútbol de Tercera División a la ciudad de Eivissa. Es la primera vez que este club está en categoría nacional y lo ha conseguido con seriedad y sin las estridencias habituales de algunos Ibizas de triste recuerdo. Este Ibiza, como mínimo, se merece un margen de confianza.

El club de Ibon Begoña, Jordi Cruyff y Ángel Nadal ha trabajado en silencio y no ha engañado a nadie. No como otros. Tienen un proyecto a medio y largo plazo esperanzador y su objetivo prioritario es mantener la categoría.

No tiene, de momento, ninguna otra pretensión y para conseguirlo mantiene a casi todos los jugadores que tenía la temporada pasada pero, además, se ha reforzado con pocos pero buenos futbolistas. El hándicap es que cuenta con pocos efectivos para una Liga tan larga. Este tema puede pasarle factura si no lo solventa, aunque nos consta que no está cerrado el capítulo de fichajes.

Durante este mes de agosto ha jugado muchos minutos a un nivel más que aceptable, pero le ha faltado continuidad y más gente en el banquillo. Físicamente es un equipo más que respetable.

Su reto será conseguir buenos resultados en la primera fase de la Liga para ganarse el respeto de los rivales, principalmente en el estadio Can Misses, un campo con unas dimensiones que jugarán a favor del equipo ibicenco.

Si consigue buenos resultados en los primeros choques se volverá a hablar del Ibiza.

En este sentido hay que destacar que el Ciudad de Ibiza tiene un delicado problema social, que debería solventar cuanto antes: le falta cercanía con los aficionados deportivistas. La gente del Ibiza no termina de identificarse con ellos porque el club no ha hecho absolutamente nada para crear un vínculo futbolístico entre el club y los seguidores del Ibiza. Es su asignatura pendiente.

diariodeibiza

Los comentarios están cerrados.