Sports de ca Nostra

Baloncesto (Ibiza) El nuevo seguro acarreará a los clubs un gasto extra de 6.800 euros

2801 Los clubs ibicencos deberán afrontar un gasto extra total de aproximadamente 6.800 euros por contratar el seguro impuesto por la Federació de Bàsquet de les Illes Balears (FBIB) para seguir participando en las competiciones de cadetes a iniciación. Las entidades deportivas se han visto obligadas a tomar el camino del desembolso. El miércoles por la noche supieron que el Consell no había podido llegar a un acuerdo con ninguna compañía en las mismas condiciones económicas que tenía con Previsión Balear (Prebal), aseguradora que rescindió unilateralmente el contrato (amparada por la controversia entre el Consell y la FBIB sobre si las categorías de base eran escolares o federadas).

De los siete clubs ibicencos, solo uno, Ses Salines, se acogió antes de comenzar la temporada a la póliza suministrada por la federación. El resto (Sa Real, Sa Bodega, Can Cantó-Tanit, Eivissa Bàsquet Sa Graduada, Sant Antoni y PDV-Portus) optaron por pagar el seguro ofrecido por el Consell –también con Prebal–, que costaba 6,42 euros por jugador y que era notablemente más barato que el federativo (que es de 30 euros para infantiles y cadetes, 15 para los preminis y minis, y 10 para los de iniciación).

Ahora tendrán hasta el viernes de la semana que viene para abonar la diferencia en cada una de las categorías: 23,58 euros por jugador en cadetes e infantiles; 8,58 en minis y preminis; y 3,58 euros en iniciación.
De momento, el gasto repercutirá en las arcas de los clubes, a los que este imprevisto les ha descuadrado sus cuentas. Todos ellos tienen sus presupuestos cerrados y ahora se verán obligados a reajustarlos.

Según los datos recabados por este periódico, el que más dinero deberá abonar es Sa Real, con casi 1.900 euros. Le siguen el Can Cantó-Tanit con poco más de 1.500 euros; el Sa Bodega, con cerca de 1.200; y el PDV-Portus, con 1.000. Cierran la lista el Sant Antoni y el Eivissa Bàsquet, con unos 700 y 500 euros, respectivamente. Se trata de cifras aproximadas en función de la información facilitada por los clubs, que anoche aún no habían hecho las cuentas exactas.

Las entidades deportivas tienen vía libre para reclamar estas cantidades al Consell, que estudia las maneras para devolver el dinero. La intención es incluir las partidas en las próximas subvenciones, que se aprobarán en enero y se cobran a final de temporada. Sin embargo, el conseller de Deportes, Rafa Triguero, no garantizó ayer cubrir todo el gasto que representará para las entidades esta nueva póliza de seguro: «No sé si se llegará a cubrir todo lo que aporten ahora los clubs», afirmó.

Por otra parte, la máxima institución ibicenca tiene previsto actuar contra Prebal, tomando las medidas que considere necesarias «por los daños y perjuicios generados por la anulación de la póliza anterior», apuntó Triguero.

Con toda esta marejada, la actividad competitiva seguirá en las canchas este fin de semana. Los clubes que todavía no tengan el nuevo seguro con Prebal estarán cubiertos aún con el anterior. Los chavales podrán seguir disfrutando de su deporte favorito. 
diario de Ibiza

Los comentarios están cerrados.