Sports de ca Nostra

La eliminación del Poblense en el play-off frusta las esperanzas del Isleño por mantenerse en Tercera

AT. ISLEÑOSi el Isleño tenía una mínimo de esperanza en mantenerse una temporada más en Tercera División, ésta se ha esfumado con la eliminación del Poblense del play-off. El conjunto mallorquín, que, al menos, tenía que ganar por 2-0 al Conquense para subir a Segunda B, ha perdido 0-1 y ha dicho adiós al sueño del ascenso, por lo que el club de Can Misses certifica su descenso a Regional tras dos años en categoría nacional.

 

El futuro de la entidad que preside Vicente Torres, Murtera, que acumula deudas que podrían rondar los 100.000 euros, es poco esperanzador. Es más, el Isleño apunta a la desaparición, puesto que no tiene respaldo alguno, ni económico ni social. El Illa d’Eivissa, tal y como anunció hace pocas semanas mediante una nota de prensa, será quien se haga cargo del fútbol base y del equipo amateur.

Toni Torres, director deportivo de la unión deportiva, ya ha hecho público su abandono, por lo que la entidad se queda con el único mando de Murtera, un tipo sin credibilidad alguna. El club, salvo milagro, morirá, dejando a deber mucho dinero. Antonio Asensio y David Torres, entrenadores del Isleño la temporada pasada, tienen muy difícil cobrar sus contratos, pese a estar denunciados en la Federación. Tampoco percibirán pago alguno ni jugadores ni proovedores. La gestión del Isleño ha sido pésima, dejando mucho que desear. Este es el final de la historia atlética.

Los comentarios están cerrados.