Sports de ca Nostra

Éxito total de la Diada en Lluc de la S.D. La Salle 2013

La SalleFantástico día de convivencia, fraternidad y diversión, el vivido en Lluc el pasado domingo, 24 de Marzo de 2013. A pesar de los pronósticos meteorológicos adversos, lució un precioso sol durante todo el día, y la temperatura primaveral, nos acompañó y nos hizo disfrutar de cada instante, de cada situación y momento, en esta jornada inolvidable, para toda la familia lasaliana.

Coincidiendo con el Domingo de Ramos, la tradicional misa arrancó con el desfile para la bendición de los ramos, bajo la encantadora atmósfera generada por la voz de los niños cantores. Una tremenda multitud abarrotaba la iglesia, muchos de ellos pertenecientes a nuestro club. Casi en la parte final de la ceremonia, llegó la tradicional ofrenda de la S.D. La Salle a la Mare de Déu de Lluc: nuestros niños le entregaron un bonito ramo de flores, un escudo de nuestro club y un balón, símbolos todos ellos que nos identifican como una familia unida por los valores del deporte, la hermandad, la superación y la formación humana y futbolística. Como cada año, nuestros niños leyeron un manifiesto, en el que se reflejaba todo esto, en el que se pedía a la Virgen protección y suerte para superar con éxito todos los retos que el presente y el futuro nos planteen.

Una vez finalizada la misa, nos esperaba en nuestro acolliment, la Guardia Civil, para deleitarnos con una extraordinaria exhibición de perros policia amaestrados, y de pilotaje sobre moto, que nos dejó con la boca abierta a todos los presentes. Nuestros niños y mayores pudieron ver y tocar, diferentes armas, subirse en las motos y en los coches patrulla, y fotografiarse con los agentes.

Luego llegó uno de los momentos más esperados por nuestros pequeños futbolístas: los campeonatos de fútbol 3 contra 3. En este campeonato, todos quieren participar, y se crean diferentes equipos. Todos nuestros entrenadores, están inmersos en la organización, que no es fácil. El resultado es un disfrute tremendo tanto para los niños como para los padres que presenciamos los partidos.

A partir de ahí, todo lo demás es disfrute libre. Desde que entré en el acolliment, hasta lograr llegar a la mesa donde estaban los padres, entrenadores, delegados y jugadores del equipo de mi hijo mayor, fui pasando por las diferentes mesas de los otros equipos, siempre encontrando alguna cara conocida, alguna cara amable que me ofrecía algo de picar, algo diferente para probar, alguien a quién saludar, alguien a quién abrazar. He ido observando que con el tiempo, la familia lasaliana se ha ido convirtiendo en mi familia, y esta situación me emociona.

Observando a la multitud que asistió, y lo bien que lo estaban pasando, pensé que esta diada era mucho más que un simple acto social de nuestro club. Se trata de una experiencia profunda que nos permite sentirnos más unidos, que consigue hacer más fuertes nuestros vínculos. Las sensaciones positivas que te llevas de aquí, van contigo para siempre, y no las puedes olvidar jamás.

Tras haber compartido diversos manjares, y rechazado otros muchos, porque mi estómago ya no me daba para más, llegó el tradicional sorteo, en el que jamás me toca nada, aunque no me importa, por lo mucho que me llevo siempre de esta maravaillosa experiencia: la calidez de la gente, las risas que me acompañan todo el dia, el buen rollo, las buenas e inborrables sensaciones…

Comienza a perderse la luz del día, y no me gusta bajar de noche. Hay que partir, hay que regresar a casa. No quiero irme, me siento tan bien. Me voy, pero volveré, volveremos todos, otra vez, el próximo año, para disfrutar de otro dia maravilloso, en este lugar idílico y siempre dispuesto y expectante para nuestra futura visita…

Los comentarios están cerrados.