Sports de ca Nostra

Un árbitro denuncia que fue perseguido en coche en el Son Oliva-Mallorca de Liga Nacional Juvenil

Juan Antonio Lobón asegura que al acabar el Son Oliva-Mallorca B juvenil fue amenazado y le siguieron para «asustarme y provocar un posible accidente»
El colegiado mallorquín Juan Antonio Lobón ha denunciado ante la Federació de Futbol de les Illes Balears que fue amenazado y luego perseguido en coche por el preparador físico del Son Oliva juvenil. Los hechos ocurrieron a la conclusión del partido que pitó el pasado domingo en Son Fuster de Palma entre el Son Oliva y el Mallorca B de la mencionada categoría, que finalizó con 0-2 para los rojillos.

El árbitro, que ya en el acta del encuentro refleja que recibió «escupitajos por parte de los aficionados locales» y que fue insultado de manera grave por distintos componentes del Son Oliva cuando él ya estaba en la caseta arbitral al término del duelo, recoge en el anexo realizado posteriormente al partido que fue perseguido con la intención de asustarle y presuntamente causarle daño.

«Cuando me dirigía a mi vehículo fuera de las instalaciones deportivas, un grupo de 10 personas me increpaba a la vez que me insultaba el delegado de campo, que me acompañaba a mi vehículo incitaba a que los aficionados insultasen más y amenazasen más hacia mi persona, con signos de burla y riéndose», expone textualmente Juan Antonio Lobón en el anexo del acta del partido y añade: «Cuando me disponía a abandonar las instalaciones una vez subido a mi coche, el preparador físico en su vehículo rojo me siguió durante unos 500 metros no respetando la distancia necesaria entre coche y coche, con el único fin de asustarme y provocar un posible accidente».

El Comité de Competición está investigando lo sucedido durante y después del partido para poder adoptar las pertinentes medidas de sanción, si dan lugar. Por el momento ha acordado suspender de manera cautelar a todos los jugadores del Son Oliva que fueron expulsados y ha abierto información pidiendo a todas las partes implicadas un escrito de lo sucedido y que presenten las pruebas que puedan aportar.

El club niega los hechos
Por su parte, el Son Oliva negó ayer los hechos. «No es verdad que nadie le persiguiera. Es más, el preparador físico que dice que salió antes que él en coche de las instalaciones de Son Fuster y vio cómo Lobón hablaba con la policía –se llamó a instancias del colegiado–, que estaba allí», manifestó ayer el secretario del club Ángel Florenza. Este directivo dijo que este colegiado «es un provocador» y que les hace daño «de manera premeditada y alevosía». «No sé que tiene contra nosotros, pero siempre exagera las cosas cuando nos pita. No puede ver al Son Oliva, y eso que jugó en este club. Ya lo conocemos. Nosotros no somos folloneros y en el partido no pasó nada para acabar así», comentó Florenza.

Los comentarios están cerrados.