Sports de ca Nostra

Division de Honor Menorca; ; Un punto, un toque de atención

El Menorca se adelantó en un partido flojo con un gol de Marc Urbina en la segunda parte, pero la apatía local y la falta de intensidad permitieron al Manlleu llevarse un empate a falta de seis minutos
El Menorca levantó ligeramente el pie del acelerador y le costó dos puntos (1-1). No estuvo tan fiero como en otras actuaciones y cuando parecía que con eso y el 1-0 de Marc Urbina ya bastaba, el Manlleu se encontró con un rechace que le permitió empatar a seis minutos del final. Tercer reparto de puntos consecutivo para los azulgrana que cierran la primera vuelta con 18 puntos y a ocho de la zona de descenso. Aunque pudieron y debieron ser 20.Los locales fueron sensiblemente mejores en el primer acto aunque las ocasiones las puso el Manlleu, aunque el exceso de balón de sus delanteros benefició a los mahoneses ya que si en lugar de rematar hubiesen dado el pase fácil, el duelo hubiese sido otro.El primer tiempo fue más de Primera Nacional que de División de Honor con un fútbol práctico huérfano de detalles. El Menorca movía más el balón aunque no había fluidez entre Urbina y Camps, mientras que en los pases en largo la referencia era Biel Villalonga, de nuevo en el pivote. Los catalanes apostaron por una estrategia más directa, buscando la espalda de la defensa mahonesa y, en concreto, el hueco entre el central y el lateral, aunque sin renunciar al toque. El acierto en algunas ocasiones demostraban que los blanquirrojos no estaban improvisando.

Un ejemplo llegó en el minuto 14 con un envío medido a Moha entre Sergi y Farrando que el atacante chutó obteniendo una gran respuesta de Enric. La mejor opción local llegó, primero, en el 18 cuando Luis controló un balón ante el portero pero en lugar de definir con sutileza chutó ‘al muñeco’. La segunda la tuvo Xisco, en el 43, con un chut que se fue alto. Por el Manlleu, Jap bajó el esférico con maestría y, entre el achuche de Manu y que le tembló el pulso ante Enric, la ocasión se fue a las nubes.

En la reanudación, Lluís Vidal dio entrada a Izan, más acostumbrado a jugar por la banda, por Luis Martínez. El extremo de Ciutadella se vació desde el primer instante y tuvo el 1-0 en un potente centro de Xiscu que no pudo controlar. En el 59, el Menorca rompió el empate inicial en una inteligente galopada de Rubén Ametller en un saque de banda en el que puso un centro medido a Urbina y el punta sumó su décimo gol resolviendo con sangre fría ante Sergi.

Falta de tensión atrás

Los azulgrana pudieron sentenciar en el 68 cuando el colegiado anuló un gol de cabeza a Sergi Ametller al considerar que hubo falta en ataque en un barullo en el área. Fue entonces cuando el Manlleu dio un paso adelante. Se adueñó del balón y salió a por el empate, y lo tuvo en una falta que Raúl remató al lateral.

Enmendó su error el catalán a seis minutos del final cuando un error en un despeje de Domi sirvió para que el balón le cayera a Jacobs, que chutó fuerte y Enric desvió hacia el centro. Ahí el ‘10’ empujó a la red ante la pasividad local.

El Menorca se desdibujó, el Manlleu comandaba en el terreno de juego, pero afortunadamente no quedó más tiempo y el Maonès asistió a un reparto de puntos.

Los comentarios están cerrados.